Hace unos días llegó a mi correo este artículo con reflexiones contrarian sobre inversión¡Hola, cazadividendos! Hace un par de días me encontré un correo en mi bandeja de entrada que me hizo mucha ilusión. No pasa todos los días que un monstruo de la comunidad y uno de mis bloggers referente se dirija a mi para proponerme publicar un texto suyo. Me dijo “es largo y pseudo-pornográfico… tú verás. Yo te lo doy como un regalo; si te gusta adelante, si no te gusta tíralo tranquilamente”. Directo, conciso y con una precisión lingüística que me fascina. No sé por qué, pero siempre he admirado profunda y silenciosamente a los que dominan el lenguaje y lo saben utilizar con habilidad certera. Y Álvaro Musach es uno de ellos. Él mejor que nadie sabe cuánto me gusta que hagan temblar los pilares de mis creencias y decirme que el texto es pornográfico fue una manera inmejorable de captar mi atención. Después de leerlo puedo decir que me quedé corto en mis expectativas: provocador, transgresor, un pelín gamberro, y largo, muuuuy largo. Aún así, dividirlo en varias entregas hubiese sido casi un delito, así que si no tenéis veinte minutitos por delante, mejor que lo dejéis para otro rato. Lo que sí os garantizo es que esos veinte minutitos habrán valido la pena. Basta de rollos. Os dejo con el maestro…

Pero antes de empezar, os dejo el enlace a la versión gráfica de este maravilloso artículo. La podéis encontrar aquí.

Preámbulo

Amigo CZD, llevo casi un año sin escribir nada en mi antiguo blog “El inversor prudente” y aunque pretendo seguir sin escribir en él, no me he resistido a enviarte unas provocativas líneas con la idea de que las incorpores en tu blog, si lo ves adecuado.

Al haber sido “bloguero” durante 4 años sé que tu “trabajo” en la web sólo se sustenta por una pasión interior que se alimenta por la fuerza interior que te da saberte útil para la comunidad y por el reconocimiento del esfuerzo altruista. Por ello quiero agradecerte el inmenso trabajo que esta web te toma y reconocerte el “saber-hacer” que tienes, especialmente fomentando debates enriquecedores que pueden estar incluso alejados de tus pensamientos originales. Nada mejor que un contrapunto sensato y respetuoso con tus ideas para enriquecerte; bien porque te aporten las ideas de otros, bien porque del debate se reafirmen tus convicciones, no por “encabezonamiento”, sino por argumentación.

En este sentido y tras haber leído en la web muchos artículos, quiero dejaros algunas reflexiones realizadas desde mi experiencia, que espero enriquezcan a algunos y que al menos puedan llevar a la reflexión a otros. Que nadie se sienta ofendido, aunque confieso que algo sí que quiero “provocar”. Y con ese aire provocativo que pretendo dar lo he bautizado “la bomba nucular” en homenaje al gran libro que es “La conjura de los necios”.

[Comentario Cazadividendos] En este punto no puedo evitar hablar de esta maravilla a la que hace referencia Álvaro para dar título a su artículo. “La conjura de los necios” de John Kennedy Toole es uno de los pocos libros que me ha hecho reir a carcajadas. Además, hay una historia humana detrás que me emociona cada vez que lo releó. El autor murió joven y no llegó a ver su libro publicado y fue su madre la que, años después, lo consiguió a base de picar a la puerta de muchos editores. Y no era -sólo- amor de madre. El libro fue premiado con el Pullitzer y encabezó las listas de bestsellers en muchos países.

Y lo titulo Bomba “nucular” porque con este largo escrito pretendo resquebrajar algunos principios en los que se basa la comunidad de inversores “B&H en dividendos” -en especial en su parte final-, estrategia que considero mucho mejor que otras, pero que creo que es manifiestamente mejorable.

La entrada va a salir larga; así que dejo a tu criterio recortar, dividir ó comentar con tu mejor criterio (que viene de crítica). Yo la he dividido en dos partes: el “Antiguo Testamento” y el “Nuevo Testamento”… y aún así son dos entradas largas. Ponlo como mejor entiendas.

Antiguo Testamento

Sin disfrutar nada tiene sentido

En nuestro Antiguo Testamento hablamos sobre las actitudes vitales que fundamentan al inversor felizEn esta vida estamos para ser felices. Esto del ahorro y la inversión no tiene ningún sentido si no somos felices en el camino. ¿Para qué voy a estar ahorrando durante 25 años si me supone un calvario?. Como dice el genial Buffet (creo), es cómo ahorrar en sexo para disfrutarlo a los 70 años… no tiene sentido. Por eso considero pernicioso una idea que de vez en cuando se desliza en la comunidad: “carrera de la rata de Kiyosaki = casarte + comprarte casa + comprarte coche + tener hijos + créditos a tutiplén + trabajar más + necesito casa más grande + mayores créditos = vivir ahogado de por vida”. Y la considero perniciosa porque mezcla cosas buenas y cosas malas… y no hay mentira más peligrosa que una verdad a medias. Cada uno es dueño de su vida y debe saber qué es lo que quiere hacer con ella. Y en esto de la carrera de la rata parece que los hijos son cargas que nos frenan en nuestra mal entendida libertad. Conozco a algún matrimonio que “nada” en pasta, que no pueden tener hijos y que son infelices por ello… hasta el punto de que llega a amenazar la propia existencia del matrimonio.

[Comentario Cazadividendos] En mi opinión, la carrera de la rata no está en las cosas que haces sino en cómo las haces. Te puedes casar, puedes tener hijos, comprarte una casa, un buen coche, puedes tener caprichos (incluso caprichos caros), etc… Lo que no es eficiente es montar el bodorrio padre con un dinero que no tienes, comprarte una casa o un coche más caros de lo que puedes permitirte o entrar en la vorágine competitiva con el resto de padres respecto a los niños (cónsolas, ropa de marca, móviles, etc…), y que todas estas cosas condicionen tu bienestar futuro. Yo acabo de tener un hijo y es una de las cosas que me ha producido más felicidad en toda mi vida, y no me da la impresión de que haya entrado en la carrera de la rata. Pero también me he dado cuenta de que es muy fácil caer en el consumismo fuera de lugar con un hijo, porque la sociedad te empuja a ello 🙂 Como siempre, el hecho en sí no tiene significado y son los matices los que le dotan de carga semántica …

Lo que es estúpido es hacer las cosas porque la vida te lleve a ellas. Muchas parejas se han casado porque los de su entorno lo hacían (estaban en la edad casadera) y les tocaba. No puedes dejarte llevar por la vida. Debes determinar tu vida con tus elecciones… y debes ser consciente de las “cargas” que estas elecciones te conllevarán, pero también de los “dividendos” que te darán… de sus réditos. Por ello mi consejo es que ejerzas tu libertad con responsabilidad y elijas con sentido las cosas que harás en esta vida, porque van a ser las que determinarán tus cargas voluntarias y tu felicidad.

Cuida tus ingresos

Es esencial concentrarse en aumentar los ingresos. Para ello hay muchas cosas que hacer, entre las que destaca la formación, la proactividad, el buscar ser útil en tu entorno laboral, el esfuerzo, el trabajo en equipo, etc…

Tiene mucho más sentido concentrarse en cuidar tu carrera laboral que en concentrarse en ahorrar. Especialmente cuando se es joven. El primero en el que debes invertir es en ti mismo: formación, másters, idiomas, conocimientos informáticos, cursos especializados en tu trabajo, desarrollo de habilidades, lectura y cultura general, etc… una formación bien elegida, unida a una actitud positiva y proactiva hacen maravillas a largo plazo.

[Comentario Cazadividendos] Yo aquí discrepo un poco…. pero sólo un poco. Estoy de acuerdo en que sin cualificación no hay trabajo, sin trabajo no hay ingresos y sin ingresos la estrategia no avanza, y en ese sentido hay que invertir en mejorar nuestra capacitación,  peeeero, si ahora volviese a empezar, creo que me centraría más en intentar construir desde el principio unos ingresos alternativos al trabajo “estándar”. Igual eso lo pienso como consecuencia de mi situación actual, pero creo que será una de las enseñanzas que intentaré inculcar a los que vengan detrás.

Haz deporte

Hacer deporte es fundamental para mejorar nuestra calidad de vida presente y futura y permitirnos disfrutar de la ansiada independencia financieraAunque parezca una gilipollez es también esencial esforzarte un poco en tu cuidado físico. Un mínimo de gimnasia diaria de mantenimiento hace milagros. Son 5 o 10 minutos al día y no requiere de un gimnasio. Al contrario de lo que muchos “cansados” piensan, lo mejor que puedes hacer cuando estás cansado es hacer gimnasia. Revitaliza el cuerpo y la mente. Y si haces algo más, al menos una vez a la semana, mejor: correr, tenis, marcha, etc… pero al menos 5 minutos diarios todos los días de cuidarte. Te lo agradecerá tu cuerpo y tu mente.

[Comentario Cazadividendos] Para mi fundamental y lo he dejado de hacer en el último año. Parece mentira como algo tan importante es lo primero que se deja de hacer cuando el tiempo escasea. En mi caso aún tengo menos excusa, porque podría estar yendo a trabajar en bici, tardando el mismo tiempo que en autobús (unos 40 minutos) y seguro que estaría de mejor humor durante el día y más relajado al volver a casa. No hay que dejar de lado este aspecto: la salud es fundamental para poder disfrutar del tiempo que estamos intentando comprar:

Cuida tus hábitos

Como decía alguien (creo que Leopoldo Fernández Pujals… aunque no recuerdo si lo copió porque la idea sale también en el libro de los 7 hábitos de la gente altamente efectiva): las cosas que haces frecuentemente, tus hábitos, acaban forjando tu carácter y este determina tu futuro.

No desprecies el poder de los hábitos, buenos y malos. Como decía antes, el hábito de hacer 5 minutos de gimnasia diaria harán que tu cuerpo dentro de 5 años esté mucho más en forma que si no haces, habrás tenido menos enfermedades por el camino y posiblemente tengas un corazón más robusto frente a los que no tienen dicho hábito.

Si tienes el hábito de hablar con cada uno de tus hijos 10 minutos al día interesándote por su vida, es seguro que cuando son pequeños te cuenten sus “pequeños” problemas en los que tú les puedas orientar y por tanto hace muy probable que cuando sean mayores estén unidos a ti y te pidan consejo.

Si tienes el vicio de encerrarte en tu mundo al llegar a casa (en tus redes sociales, en la televisión, en un juego o en lo que sea) es posible que con el tiempo las personas de tu entorno se distancien de ti y que para cuando te des cuenta, tus hijos estén tan alejados de ti, que no te consulten nada.

Cuida tus gastos

Claro que hay que disfrutar de la vida… pero una cosa es disfrutar y otra cosa es malgastar. Puedes decidir tener un coche porque lo necesitas para el trabajo o porque te mueves mucho y te da comodidad o porque te gusta hacer excursiones con la familia. Pero tener el mejor coche es una gilipollez innecesaria, sobre todo si lo haces “para que se vea”. No es lo que tienes, es lo que eres. Lo mismo aplica con los móviles. Cada vez se ve a gente con menor capacidad de ingresos con mejores móviles. Alucino. No tienen casi nada para vivir, pero se compran el móvil más caro que hay… y lo más penoso es que con el móvil de hace tres años, que les sale a la cuarta parte del precio, harían prácticamente lo mismo.

Lo anterior son ejemplos extremos, pero en general es un buen hábito cuidar los gastos y para ello nada mejor que hacer un presupuesto y seguirlo mensualmente, como si fueras una empresa. Y de los puntos anteriores saldrá el ahorro que te permitirá avanzar en la vida.

Mi cueva

La vivienda habitual en propiedad aporta tranquilidad y seguridadA mí me gusta ser propietario de mi casa. No es de un “fulano” al que le tengo que pagar todos los meses o me desahucia… es mía, la decoro a mi gusto, le cambio lo que me apetece, la pinto como quiero y me da seguridad, porque pase lo que pase podré dormir bajo techo. Al común de los mortales le gusta tener “su cueva” en propiedad y no estar en la “cueva de otro”. Va en el ADN. Ya sé que vendrán con ideas de que si es mejor el alquiler, que si en Europa, que si… lo que quieras… pero si tienes estabilidad en tu vida (cosa que suele ser deseable) te reconfortará más tener tu vivienda habitual en propiedad que vivir de alquiler. Lo anterior no lo considero un consejo para aquellos que no tengan visos de estabilidad laboral en una ciudad. Y tampoco para aquellos que no tengan un nivel de ingresos y de ahorro suficiente, como para poder afrontar una compra de vivienda con comodidad suficiente y calculada con un 5% de intereses anual.

[Comentario Cazadividendos] En este punto estoy completamente de acuerdo. No todo en esta vida es rentabilidad. La intranquilidad de saber que al año 5 igual te tienes que mudar o la duda eterna de si vale la pena pintar o poner parquet también tiene un precio.

Las otras cuevas

Tener “cuevas” de veraneo es un lujo muy muy muy caro. Eso sí que no tiene sentido, salvo que tengas tanto dinero que no te preocupe gastarlo en algo que te reporte esa satisfacción.
Lo que acabo de decir puede matizarse en caso de que puedas pasar más de un mes al año en tu “otra cueva”. Pero de forma normal es mejor alquilar o ir a un hotel, que afrontar todos los gastos de una segunda vivienda (suministros, IBI, IRPF, etc…) para poder disfrutarla sólo unas semanas al año… mejor irte al mejor hotel.

Las cuevas como negocio

Alquilar no es un buen negocio. Es complicado, desagradable y arriesgado. Mejor tener una cesta de 10 acciones (ya hablaremos en el “Nuevo Testamento”) que una vivienda de alquiler. Si tienes una vivienda de alquiler estás concentrando tu riesgo en un solo tío. Y el rendimiento que le vas a sacar ni de coña compensa el riesgo que estás asumiendo:

  • Subir el alquiler todos los años es complicado; con las acciones lo tienes hecho.
  • Concentrar el riesgo en una sóla persona es una locura; con las acciones lo diversificas.
  • Si hay averías en la vivienda las tienes que reparar tú; con las acciones las repara el equipo directivo.
  • La vivienda es poco líquida; las acciones las haces líquidas en un “click”.
  • La carga fiscal en las viviendas en más elevada que en las acciones.
  • Tu vivienda no va a crecer; tus acciones pueden crecer.
  • Tu vivienda puede deteriorarse por el paso del tiempo o por tener unos inquilinos que no la cuiden; tus acciones podrían también deteriorarse por tener una mala dirección, pero si las eliges bien, pueden crecer y mejorar.
  • Si tratas de bajar el riesgo de tu alquiler con un seguro frente a impagos, tu rentabilidad caerá sensiblemente. Las acciones no necesitan seguros frente a impagos.
  • El objeto fiscal preferido por los políticos es la vivienda. No lo dudes. Es la forma más fácil de sangrar a la clase media (eso y el IVA).
  • Las deudas

Toda deuda es nociva. Toda… pero unas más que otras

Jamás nadie debería contraer una deuda diferente a la de su hipoteca. Ni créditos al consumo, ni tarjetas, ni siquiera compras con pagos aplazados al 0% de interés.

Sé un talibán con las deudas. Un pago de una nevera en 6 meses al 0% de interés puede tener sentido matemático, pero desde el punto de vista de comportamiento humano es mejor pagarla al contado. Eso hará que en todo momento tengas claro tu nivel de activos teniendo los mínimos compromisos de pago futuros.

Pero incluso las hipotecas son nocivas. Son recomendables ya que si no, es difícil llegar a poder comprarte una casa… (y como ya he dicho, el camino hay que disfrutarlo para que todo tenga sentido)… pero son nocivas, porque te comprometen en el futuro.

Por ello es bueno que del dinero que ahorres dediques un mínimo del 50% a bajar tu nivel de deuda de forma sostenida. Hasta quedarte a cero. No escuches a aquellos que te vengan a decir que las hipotecas son buenas porque así puedes invertir el dinero que te ha prestado el banco… los bancos por lo general no son idiotas. Si venden hipotecas es porque son un negocio y el pagano eres tú.

Así que usa al menos la mitad del ahorro en bajar tu nivel de deuda; de todas tus deudas, empezando por las más caras en términos de TAE y acabando por tu hipoteca.

RESUMEN DEL ANTIGUO TESTAMENTO

  • En esta vida estamos para ser felices. Disfruta el camino, amargarte ahorrando en exceso no tiene sentido, es cómo ahorrar en sexo para intentar disfrutarlo en tu vejez.
  • Escoge libre y responsablemente tus acciones en la vida: con sus “cargas” y sus “réditos” que te aportarán felicidad.
  • Invierte en ti mismo: fórmate, lee, refuerza tu actitud proactiva y positiva. En general este hábito te hará progresar en la vida.
  • Cuida tu cuerpo haciendo algo de deporte: cómo mínimo 5 minutos de gimnasia al día e intenta hacer un mínimo de 1 hora de deporte semanal.
  • No desprecies el poder de los hábitos, buenos y malos: forjarán tu carácter y con él determinarás tu destino.
  • Controla tus gastos: evita el gasto superfluo, haz un presupuesto familiar y síguelo mensualmente como si fueras una empresa.
  • De los puntos anteriores saldrá el ahorro que te permitirá avanzar en la vida.
  • Si has alcanzado una cierta estabilidad en tu vida y los ahorros suficientes compra una vivienda en propiedad. Como referencia pondría que debes poder pagar al menos el 30% de tu casa en efectivo y que la hipoteca resultante con un 5% de interés sea cómoda de pagar.
  • Tener una vivienda para pasar las vacaciones no es una buena idea. Es un lujo prescindible que sólo afrontaría si me sobra el dinero.
  • Alquilar no es un buen negocio. Es complicado, desagradable y arriesgado.
  • Toda deuda es nociva… incluso las hipotecas. Los bancos, por lo general, no son idiotas.
  • Jamás nadie debería contraer una deuda diferente a la de su hipoteca.
  • Dedica un mínimo del 50% a bajar tu nivel de deuda de forma sostenida. Hasta quedarte a cero.

Nuevo Testamento

Nuestro Nuevo Testamento trata sobre las actitudes de inversión básicas del inversor felizSi vives de acuerdo con el “Antiguo Testamento”, serás uno más de los que tiene una serie de hábitos que considero inteligentes, tanto emocional, cómo física, cómo financieramente hablando: te preocuparás por tu formación y por tu estado físico, elegirás tus hábitos para que te construyan, ahorrarás de forma sostenida, no tendrás cargas innecesarias, no tendrás deudas ó sólo tendrás una hipoteca que irás reduciendo de forma constante con la mitad de tu ahorro y el resto del ahorro lo destinarás a la inversión. Tengo la sensación de que muchos de los lectores de esta “comunidad” está mucho más preocupados por todo lo que viene ahora, que por lo anterior.

Y sin embargo estoy absolutamente convencido de que lo indicado en el “Antiguo Testamento” es el 80% de lo que importante… lo que queda es el “restante 20%”. Por cada vez que leas lo que viene a continuación, lee al menos dos veces lo anterior. Es más importante.

Construye una estrategia sencilla

El hombre tiende a complicarse (las mujeres también :)). Invertir consiste en saber responder a unas pocas preguntas, tener claras las respuestas y no dejarse liar después.
No te compliques. Sólo te llevará a resultados mediocres. Repasa tus respuestas a las preguntas básicas si es necesario, pero no te compliques con múltiples estrategias que no conducen a nada. Sé simple.

[Comentario Cazadividendos] Esta es una de las críticas que Álvaro me hace periódicamente cuando comenta algún artículo del blog. Hace unos días Lluís me dijo exactamente lo mismo. En mi trabajo me gusta utilizar una frase: “cuando aparece una necesidad dos veces o más, deja de ser casualidad para convertirse en una carencia que hay que solventar, y si no la resolvemos nos acabaremos arrepintiendo”. Si doy un paso atrás y me miro a a mi mismo desde fuera me sorprende como tengo esta idea tan clara para mi trabajo y al mismo tiempo dudo cuando la aplico a la inversión…

Conócete y aplica bien tu nivel de riesgo

La primera pregunta que debes plantearte es cuál es tu nivel de riesgo. En mi blog lo trataba de “hacer sólido” preguntando “¿Cuánto puedes permitirte perder?” y aconsejando que sólo se invierta en renta variable como máximo el doble de lo que puedes perder. Hay que esforzarse en hacer muy mal las cosas para perder más del 50%.

Creo que es una falacia eso de decir que cuanto más joven más puedes arriesgarte. Unos “chavales” de 30 años que quieren tener hijos no deben invertir sus ahorros en acciones como si no hubiera un mañana. Ese dinero posiblemente estará mejor invertido en construir su vida en común, más que en acciones que le pueden reportar más de un disgusto. Precisarán un hogar, una educación para sus hijos, una formación adicional que les permita a los futuros padres desarrollarse laboralmente, etc… Sin embargo, alguien mayor, con casa propia, con un ingreso estable de por ejemplo una pensión y sin mayores necesidades en el horizonte, podría estar invertido al 100% en renta variable. Y siempre oigo y leo la cantinela de “réstele un 1% por cada año que le falte para jubilarse y bla, bla, bla…”. La edad no determina el riesgo, lo determinan las necesidades futuras que la vida te vaya a traer y esas pueden ser mayores en alguien de 30 años, que en alguien de 70 años.

Si tienes 100.000€ y sólo te puedes permitir perder 10.000€ sin que te “duela”… entonces no inviertas más de 20.000€ en renta variable. El resto dedícalo a depósitos, renta fija en fondos monetarios o en fondos de renta fija a corto plazo en tu divisa.

[Comentario Cazadividendos] Sí, señor, yo el dinero de mi madre lo invierto con el mismo criterio que el mío. El del banco no entiende que ponga en un fondo de renta variable el dinero de una señora de setenta años pero, con gastos e ingresos estables y manteniendo algo de liquidez por si hay algún imprevisto, ¿por qué no invertir en renta variable?

Decide si crees en la gestión activa o no

Hay que responder personalmente a la pregunta de si se puede o no batir los resultados “del mercado” por medio de una selección adecuada de valores. Y debes actuar en función de la respuesta que le des a esta pregunta.

Responder a esta pregunta es importante. Respeto tanto a los que creen que los buenos resultados de algunos gestores son casualidades (teoría de los tontos haciendo apuestas al tun-tun en la que siempre habrá alguno entre 100.000 que tenga 10 aciertos seguidos)… como a los que creen en la gestión activa.

Yo sí creo en la gestión activa y la recomiendo como filosofía de inversión. Pero si tú no crees en ella, entonces invierte la parte destinada a renta variable en fondos indexados de bajas comisiones. Esa es la forma inteligente de poner una estrategia sencilla en funcionamiento cuando uno no cree en la gestión activa. Así invierto en “el mercado global” pagando el menor precio posible. Y no te compliques más… porque sólo lo liarás. Esta es una estrategia sencilla y sólida.

[Comentario Cazadividendos] ¿Y por qué no una parte en fondos indexados y otra en acciones? Te indexas y garantizas el rendimiento del mercado y guardas una parte de tu inversión para escoger las empresas que crees (pero no sabes seguro) que pueden batir al mercado. La parte de indexados da estabilidad a tu cartera y la otra un plus de rentabilidad.

Decide si quieres pagar a otros o quieres hacer tú el trabajo

El inversor que opta por la gestión activa deberá decidir si paga por ella o si la gestión la realiza él directamenteSi crees en la gestión activa, entonces debes hacerte una segunda pregunta: ¿de qué forma puedo saber en qué hay que invertir en cada momento?. Hay algunos que no les importa pagar las comisiones de un fondo para que inviertan por ellos. Yo lo respeto, en especial con ciertos gestores que llevan años demostrados de buenos rendimientos y que en general aplican una filosofía de inversión en valor. Pero hoy lo desaconsejo. Sólo en el caso de que tengas aún poco dinero ahorrado (insuficiente para una diversificación decente) ó si no quieres dedicar nada de tu tiempo a esto, entonces puede ser una buena idea comprar un fondo gestionado por un buen gestor. Pero en general prefiero “hacérmelo yo”.

La otra forma es comprar directamente tú las acciones y decidir cuándo comprar una acción y cuándo venderla. En estos blogs se insiste mucho en que cada uno “estudie” las acciones… pero no olvidemos que hay gestores que hacen eso profesionalmente y que es muy difícil que un aficionado voluntarista lo haga mejor que un profesional. Si eres Batman, entonces sé tú mismo… pero por lo general uno no es Batman.

Y fiarse de alguien a quien no conozcas, sólo porque sea un bloguero reconocido y con cierto sentido común, me parece una mala idea. No somos profesionales (me incluyo como ex – bloguero) y el riesgo de equivocarnos es alto. Comprar lo mismo que un bloguero, incluso aunque se llame “Cazadividendos” ó “El inversor prudente”, es peligroso. Nosotros tampoco somos Batman. Es una de las razones por las que dejé el blog (no tengo un perfil “común”, iba a tener un perfil aún menos común y el blog se estaba volviendo menos de consejos generales y más de “cartera particular”).

[Comentario Cazadividendos] Desde luego, comprar acciones de una determinada empresa porque las compre Cazadividendos ya te digo yo que seguro que es una mala idea. Yo no estudio las empresas de manera profunda y tampoco quiero aprender. Una cosa es entender cómo funciona un negocio, ser capaz de interpretar de manera básica sus resultados y decidir si es apta o no para una determinada estrategia de inversión y otra muy diferente estar en condiciones de recomendar o no esa empresa. Yo por lo menos no me veo. En alguna ocasión he hablado del “aura” de los bloggers. Parece que escribir un blog de bolsa te insufla conocimiento bursátil automáticamente… Estoy seguro de que algunos de los que me piden consejo saben más que yo 🙂

Así que si “estudiar” las acciones no es sencillo para los que no somos Batman, y copiar a los que no son somos Batman es también una mala idea… pues entonces tendremos que buscar otro tipo de respuesta. Yo he encontrado dos ideas buenas:

  • Una un poco peligrosa, pero que me gusta: identificar a los mejores gestores profesionales, estudiar en qué invierten y copiarles. A mí me ha funcionado, siempre y cuando sean las principales acciones de los mejores fondos y no sea con acciones demasiado ilíquidas (en las que se pueda entrar y salir rápido y se pueda afectar demasiado al precio).
  • Otra es buscarte asesoramiento profesional contrastado y en esto somos ya unos cuantos los que nos dejamos aconsejar por la OCU. Yo cada vez más. Son independientes y aciertan más que fallan.

Con la primera idea trabajas más. La segunda es extremadamente simple y entretiene. Algo cuesta la asociación, pero se paga sólo. Os aseguro que no cobro por recomendarlo. Me gustaría, pero no es así.

[Comentario Cazadividendos] En breve escribiré un artículo explicando mi experiencia con OCU Inversiones. Es una pregunta recurrente que me hacen y creo que vale la pena dedicar unas líneas al tema.

El Buy & Hold no es buena idea

En esta y en otras páginas se recomienda el B&H… cuyo concepto lo considero un “quiero y no puedo” entre la gestión pasiva y la activa. Es un “invierte siempre en las mismas acciones y no vendas nunca. Bueno.. si se deteriora el negocio de forma permanente, entonces sí vende…”

Pero bueno… ¿crees o no en la gestión activa?. Si no crees, busca invertir en el mercado con bajas comisiones y si sí crees, busca la mejor opción para poner tu dinero, porque invertir en una acción para siempre es una gestión pasiva en la que otras mejores ideas se escapan al lado tuyo… y no es lo mismo Telefónica en el boom de las punto-com que en la actualidad. Y si vendo porque se ha deteriorado la acción es una gestión activa, en la que he estado empecinado durante años dejando escapar otras oportunidades tratándolo como si fuese una pseudo-inversión pasiva y vendiendo cuando ya es evidente que se ha deteriorado la acción y el precio ha caído.

[Comentario Cazadividendos] ¡Fuego el uno! Ssssssssssssssssssssssssssssssss ¡BOOOM!

Dudar del Buy&Hold y del dividendo como objetivo son torpedos a la línea de flotación de la estrategia. Ambos son sinónimos de no confiar en la gestión activa¿Y el dividendo? Lo sé, lo sé… que he leído por ahí que lo importante es el dividendo… pero hace un tiempo me llamaba mucho la atención el fondo que sacó la gestora Metagestión replicando la cartera de la OCU: Metavalor dividendo. ¿Qué es lo que me llamaba poderosamente la atención?. Que los de Metagestión lo consideran un fondo que invierte en “valores cuyo rentabilidad por dividendo esperada futura sea creciente y sostenible”… hasta tal punto que lo bautizan con el apellido “dividendo”. Pero bueno… si por estos lares cada vez que se mencionaba a los de la OCU se decía que eso no era B&H ni invertir en dividendos, sino que era “value” y que eso era otra cosa diferente a lo que se hacía en esta “comunidad”. Y resulta que llegan unos gestores profesionales de reconocido prestigio y van y nos dicen que lo que hacen estos tíos es invertir en dividendos… ¿entonces qué es lo que hacemos aquí?. A ver si son ellos los que invierten en dividendos y resulta que nosotros no se sabe muy bien lo que hacemos.

[Comentario Cazadividendos] ¡Fuego el dos! Ssssssssssssssssssssssssssssssss ¡BOOOOOOOOOOOM!

De nuevo no me acuerdo dónde, leí algo muy acertado: la rentabilidad de una acción se podría calcular sumando al dividendo sostenible que te dé en la actualidad más el crecimiento esperado a futuro. Es mejor un 2% de dividendo sostenible actual con crecimiento esperado del 8%, que un 5% de dividendo sostenible actual con un 0% de crecimiento. Alguna acción de las sagradas por estos lares está en este segundo grupo. Y de hecho lo de los fijarse en “dividendos crecientes” no es más que fijarse en “negocios crecientes” tomando como un indicador del beneficio saneado de la empresa el pago de los dividendos (así evitamos falacias contables).

En mi opinión sí tiene sentido invertir fijándose en si el dividendo es creciente o no… porque es un indicador de la calidad del negocio que es difícil de falsear. Y considero que muchas veces leo comentarios de “enamorados” de sus acciones que decidieron un día comprar, dejando pasar otras acciones más apetecibles, con el dudoso argumento de que a estos precios dan una rentabilidad por dividendo elevada que muchas veces ni es creciente, ni es ni siquiera sostenible en el tiempo.

La fiscalidad es importante, pero no tanto

También hay quien defiende al B&H porque argumenta que es mejor dejar pasar otras “mejores ideas de inversión” para no tener que vender acciones en ganancias y pagar a Hacienda.
La fiscalidad hay que conocerla y aplicarla en tu favor. Pero no puede nunca determinar cuáles son los valores que debes tener en tu cartera.

Es más… debería determinar qué valores vender, por eso de que te permite recuperar parte de lo perdido en los valores que estén en pérdidas y rotar a otros similares, pero que no te determine qué debes mantener por no querer pagar impuestos en la venta. Es mejor vender BMWs a 120€/acción que quedártelas porque no quieres pagar el equivalente a 10€/acción en impuestos.

[Comentario Cazadividendos] Me parece que fuiste tú (lo he buscado pero no lo he encontrado) el que me dijo que, con la situación de las dos mineras BHP y Rio Tinto, y teniendo en cuenta mi sobreexposción a BHP y mi intención de vender una parte cuando volviese a la parte alta del ciclo, una buena opción hubiese sido vender BHP, hacer aflorar minusvalías y comprar Rio Tinto, una empresa de la misma calidad y con mejores fundamentales. Para mi este es el mejor ejemplo de lo que explicas en este punto.

No dejes pasar otras mejores ideas de inversión por:

  • No querer asumir que te has equivocado con una acciones que tienes en pérdidas, lo cual es realmente idiota porque si vendes recuperas parte de lo perdido.
  • No querer pagar impuestos por tus beneficios. Si tu movimiento es acertado te aseguro que en corto plazo recuperas lo que perderías de impuestos por la venta.

Derivados: aplica el principio KISS (Keep It Simple Stupid)

Ahora comienza a leer en varios sitios que se recomienda el empleo de derivados en la comunidad. Son varias las webs en las que lo he leído y son webs que respeto mucho. De verdad que las leo y respeto… pero no puedo aceptar como buena esa idea de los derivados. Se dice que es un “acelerador”. No. Yo no creo en “aceleradores”. Principio KISS. Los derivados mantenlos lejos. Es el acelerador más rápido para caer en la ludopatía y en la ruina. O inviertes o especulas.

Timing: aplica el principio KISS (Keep It Simple Stupid)

Aplicar el principio KISS (Keep It Simple Stupid) es una de las mejores herramientas para obtener buenos resultadosQue si invierto parte ahora y parte después, que si lo pongo todo, que si nada, que si sólo la puntita… si fuese Batman te podría responder, pero tendría que tener el poder de ver el futuro. Creo que ese poder ni Batman lo tiene. Y si alguien lo tiene no está escribiendo ni leyendo esta web en estos momentos. Nadie sabe qué va a hacer el mercado, por tanto esa pregunta no tiene respuesta. Mi consejo es que lo aceptes y que estés siempre invertido, pero respetando tu nivel de riesgo. Y el ahorro que vayas generando y que te puedas permitir invertir, que lo pongas a trabajar cuando lo generes.

Si por lo que sea has recibido una cantidad importante de dinero y no quieres ponerlo todo de golpe “porque creas que el mercado está alto”, entonces haz “paquetes” e invierte poco a poco. Pero que sepas que dependes del azar el que tu decisión sea correcta o no, porque realmente no tienes ni idea de si el mercado está alto o bajo… sólo es tu percepción. No es mala idea hacerlo en “paquetes”, pero sólo te saldrá bien si el mercado cae. Si el mercado sube habrás tomado una mala decisión ya que habrás perdido la oportunidad de invertir todo de golpe. Invertir “a pocos” es la manera de no equivocarte del todo.

Una frase acertada que oí (esta vez sí me acuerdo de dónde) en la conferencia de inversores de Bestinver de hace dos años, decía algo así como que existían dos clases de inversores, los que saben que uno no se puede anticipar a los movimientos del mercado y aquellos que aún lo desconocen.

[Comentario Cazadividendos] En este punto discrepo y ya sé que mucha gente no comparte mi postura. Me siento cómodo con un importe alto de liquidez y entrando fuerte en periodos de recorte. ¿Que puede ser que tarde en llegar ese recorte y pague coste de oportunidad? Sí, es verdad, pero en el fondo, guardar el 30% en liquidez para caídas no es muy diferente a decir que mi nivel de riesgo es invertir el 70% en RV… Y cuando reduzco esa liquidez en algún recorte, la restauro a base de ahorro. Por lo menos en mi caso los porcentajes no son estrictos como para no poder traspasarlos en situaciones especiales.

Principio KISS: olvídate del análisis técnico, del trading y tiende a moverte poco

Cuando voy a comprar algo a un comercio trato de aprovechar las rebajas. No tiene sentido esperar a comprarte un traje a que suba el precio un 5%. Igualmente no tiene sentido esperar a comprar una acción que está barata a que el precio suba un 5% y rompa no-sé-qué-resistencia.

Sé que eso del análisis técnico es un tema muy discutido… pero aplico un concepto igual al que aplico con el timing: no tienes ni idea de qué va a hacer mañana la cotización de una acción. Así que no te compliques. Decide cual es el motivo por el que compras (recuerdo que yo aconsejaba seguir el criterio de un buen asesor, como la OCU, ó copiar las principales posiciones de acciones grandes de los mejores gestores)… y olvídate del gráfico si tienes que comprar.

Para vender sólo debes centrarte en si cambió el motivo por el que compraste (que la OCU te diga que vendas o que tu acción desaparezca de esas primeras posiciones del gestor que sigues)… y olvídate del gráfico.

Siguiendo a buenos asesores o replicando las principales posiciones de los mejores fondos moveremos la cartera como los elefantesNo conozco a nadie rico que aplique análisis técnico. Son especialistas en decir que algo puede pasar o que también puede pasar lo contrario… y después justificarlo diciendo que ya lo habían dicho. Por supuesto y con más razón olvidaros del trading. Ah… y si hacéis lo que digo de seguir a buenos asesores, como la OCU ó seguir las principales posiciones de los mejores gestores, te aseguro que te moverás de acciones… pero muy lentamente. Te mueves, pero como un elefante. Es bueno moverse, pero es malo moverse mucho generando comisiones para los brokers que liman tus beneficios.

Diversifica, sin volverte loco

Diversificar es sano para no ser víctima de tu propia estupidez (o de la de otros de los que te hayas fiado y confiado). En mi experiencia una diversificación adecuada es una cesta de entre 10 y 20 acciones. Menos es un riesgo excesivo. Más es una tontería, ya que indefectiblemente te llevará a un rendimiento similar al mercado… y ¿no habíamos quedado en que creías en la gestión activa?.

Una diversificación por encima de las veinte empresas hace que nuestra cartera se comporte de manera muy parecida al índice[Comentario Cazadividendos] Este punto no lo acabo de ver. ¿Seguro que tener los 50 mejores empresas del mundo en cartera hará que se comporte como el índice? Johnson&Johnson, Nestle, Diageo, Cocacola, Exxon, etc… Si precisamente van por libre y cuando el índice cae casi ni se inmutan… El quid de la cuestión creo que es que tú ni te plantearías estas empresas, porque no te darán el crecimiento que le pides a tus inversiones. Lo que está claro es que, si tu cartera se compone de muchas empresas, no puedes seguirlas adecuadamente. Esto no es problema si sólo buscas una renta en forma de dividendo, porque el seguimiento es mucho más ligero que si buscas crecimiento. Por lo menos, esa es mi impresión.

RESUMEN DEL NUEVO TESTAMENTO:

  • Lleva una estrategia de inversión sencilla. Las complicaciones sólo te llevarán a resultados mediocres.
  • Dedica tiempo a conocerte, a sopesar tu momento vital y a determinar tu nivel de riesgo.
  • Invierte siempre en renta variable respetando tu nivel de riesgo. Un buena idea es nunca meter en renta variable más del doble de lo que puedes perder (hay que esforzarse en hacer muy mal las cosas para perder más del 50%).
  • El resto dedícalo a depósitos, renta fija en fondos monetarios o en fondos de renta fija a corto plazo en tu divisa. No te compliques. La renta fija es un mercado cerrado y sólo arriesgando lo que no debes arriesgar, podrás sacar más.
  • Decide si crees en la gestión activa o no. Si tu respuesta es que no crees en la gestión activa, entones invierte la parte destinada a renta variable en fondos indexados de bajas comisiones. No te compliques más.
  • Si crees en la gestión activa, debes decidir si quieres pagar a otros para que hagan tu trabajo. Lo desaconsejo. Pero si aún tienes poco dinero ahorrado o si no quieres dedicar nada de tu tiempo a esto, entonces, puede ser una buena idea.
  • Si crees en la gestión activa y no eres Batman, entonces deberás buscarte asesoramiento. Copiar lo que otros dicen que hacen en la web es una pésima idea.
  • Una forma de buscarse asesoramiento es copiar las posiciones más gordas de los mejores gestores de fondos. Esta idea requiere estudio periódico y puede ser peligrosa en el caso de acciones poco líquidas ó de posiciones marginales de los fondos.
  • Una idea mejor de buscar asesoramiento profesional contrastado es hacerse socio de la OCU. Hasta la fecha son independientes y aciertan más que fallan. Esta idea no tiene porqué ser eterna, pero de momento funciona.
  • Sentarse de por vida en una acción por el mero hecho de que en su día la compraste no es una buena idea: si crees en la gestión activa y encuentras mejores ideas, entonces es rentable cambiar de acción.
  • Sentarse de por vida en una acción por el mero hecho de que en paga dividendo no es una buena idea: lo que hace a la estrategia de “dividendos crecientes” una estrategia ganadora, no es la primera palabra, sino la segunda. Es mejor un 2% de dividendo actual con crecimiento esperado del 8%, que un 5% de dividendo actual con un 0% de crecimiento.
  • Sentarse de por vida en una acción por el mero hecho de que estás en pérdidas no es una buena idea: no dejes pasar otras mejores ideas de inversión por no querer asumir que te has equivocado con una acciones que tienes en pérdidas (lo cual es realmente idiota porque si vendes recuperas parte de lo perdido vía IRPF).
  • Sentarse de por vida en una acción por el mero hecho de no pagar impuestos en la venta no es una buena idea: no dejes pasar otras mejores ideas de inversión por no querer pagar impuestos por tus beneficios (si tu movimiento es acertado te aseguro que en corto plazo recuperas lo que perderías de impuestos).
  • La fiscalidad hay que conocerla y aplicarla en tu favor. Pero no puede nunca determinar cuáles son los valores que debes tener en tu cartera.
  • Mantén una estrategia simple: aplica el principio KISS.
  • Los derivados no se deben usar. Mantenlos lejos. No son aceleradores de nada bueno.
  • Existen dos clases de inversores: los que saben que uno no se puede anticipar a los movimientos del mercado y aquellos que aún lo desconocen. No puedes anticiparte al mercado. Invertir “a pocos” es la manera de no equivocarte del todo.
  • Mi consejo es que estés siempre invertido respetando tu nivel de riesgo. El ahorro que vayas generando y que te puedas permitir invertir, ponlo a trabajar cuando lo generes.
  • Si crees en la gestión activa y lo haces mediante la compra directa de acciones, diversifica comprando una cesta de entre 10 y 20 acciones. Menos es un riesgo excesivo. Más es una tontería, ya que indefectiblemente te llevará a un rendimiento similar al mercado.
  • Digan lo que digan la suerte ayuda… pero ayuda más a aquellos que la buscan.

Estas son las reflexiones que en una especie de diarrea mental he soltado sin orden ni concierto en una hoja en blanco. No trato de ofender a nadie, pero sí de provocar el debate en el buen sentido de la palabra. Seguramente habrá perfiles de inversor a los que les aplicaría otro tipo de gestión, pero me atrevo a decir que los principios expuestos en el “Antiguo Testamento” son universales y que los expuestos en el “nuevo testamento” aplican a la mayor parte de los inversores que suelen dejarse caer por estos lares.

Agradezco de nuevo al genial Cazadividendos que me acoja en su casa y que me haya permitido expresar esta tormenta de ideas. Espero sinceramente que aporten.

    Álvaro Musach

[Comentario Cazadividendos] Un placer tenerte por aquí Álvaro: un placer y un privilegio. Y no dudes ni por un momento que tus reflexiones aportan. A mi ya me has pegado un buen meneo…

Conclusión de Cazadividendos

Llega el momento de la comunidad, en la que debatiremos sobre las bases del buen inversor, tanto a nivel de actitud como de estrategiaPues no sé muy bien que decir, salvo que me he quedado sin palabras. El artículo es, sin duda, el más largo del blog. Ya sabéis que soy muy cuidadoso con el formato y temática de los posts, y que intento que sean amenos, agradables de leer y que permitan a todos los lectores encontrar su espacio. Para conseguir esto, tengo varias reglas y una de ellas es que ocupen entre 2000 y 2500 palabras, pero en este caso me ha parecido justificado triplicar la extensión habitual para respetar la exposición, que me ha resultado muy amena, y para no dejar cosas en el tintero. A mi ya me ha enganchado tres o cuatro runrunes en la cabeza, el jodío. No los expondré aquí, porque tiempo habrá en la sección de comentarios, que se prevé movidita, de debatir largo y tendido. Ahora llega el turno de la comunidad. En esta ocasión no os formulo las preguntas de rigor para orientar el debate, porque Álvaro ha disparado a todo lo que se mueve, así que…. ¡Empezamos!

Pero antes un regalo para los lectores que hayan aguantado hasta el final. ChemChina ha presentado una OPA sobre Syngenta y la operación, si se confirma, es una buena manera de ganarse un dinerito. Ya sabéis mi política en estos temas: no recomiendo la operación, pero a los que os interese está muy bien explicado en este artículo de Enorme Piedra Redonda sobre la OPA de Syngenta.

Y una idea para futuros artículos. En la barra lateral tenéis un formulario en el que se pregunta por la cartera actual (composición e importe), la capacidad de inversión mensual y el horizonte temporal de inversión. El objetivo es obtener tres o cuatro carteras tipo y diferentes escenarios de inversión que sean representativos de nuestra comunidad, para ver cuál sería la mejor manera de construir nuestra cartera futura a partir de cada situación. Dejaré el formulario en el lateral durante un tiempo para recopilar la información. Cuantos más participéis más interesante será el ejercicio.

Si os ha gustado el artículo, como siempre, os pido que lo compartáis en las redes sociales. Es muy sencillo, sólo tenéis que pulsar en uno de los iconos que tenéis bajo estas líneas y seguir las instrucciones, y con ello ayudáis a que la comunidad siga creciendo. También podéis seguir los artículos más interesantes de los bloggers de la comunidad en esta página. ¡Qué tengáis buena caza!